• don urbano

Biden y Putin acuerdan reunirse cara a cara


Joe Biden, presidente de Estados Unidos y su homólogo Vladímir Putin acordaron reunirse en un esfuerzo diplomático para impedir que el conflicto con Ucrania escale a un conflicto armado.


La reunión sería cancelada si Rusia invade Ucrania. La posibilidad de una cumbre cara a cara mantiene las esperanzas de que la diplomacia pueda prevenir un conflicto armado que traería un enorme daño humano y económico en Europa.


Putin ha enviado cerca de 150 mil soldados a su frontera con Ucrania, la mayor acumulación de este tipo desde la Guerra Fría.


Rusia niega tener planes de ataque, pero quiere garantías occidentales de que la OTAN no permitirá que Ucrania y otros países exsoviéticos se unan como miembros.


Vladimir Putin exige que la OTAN retire sus fuerzas de Europa del Este, demanda que ha sido rechazada.


Emmanuel Macron, intentó este lunes mediar una posible reunión entre Putin y Biden, luego de su visita a Moscú ha mantenido contacto telefónico con el presidente ruso para conseguir que se de la reunión.


La reunión cara a cara, que ha sido aceptada por ambos mandatarios "en principio", continuaría con reuniones entre otras “partes relevantes para abordar la estabilidad estratégica y de seguridad en Europa”, la única condición para que estos suceda es que Rusia no invada Ucrania.


Jen Psaki, secretaria de prensa de la Casa Blanca, dijo que su gobierno especificó claramente que “estamos comprometidos con gestionar una solución democrática hasta el momento en que comience una invasión”.


Antony Blinken, secretario de Estado de EU. y el ministro ruso de Exteriores, Sergey Lavrov, acordarán los términos de la cumbre en su reunión de éste jueves.


Dmitry Peskov, vocero del Kremlin, dijo el lunes que Putin y Biden podrían reunirse si lo consideraban necesario, aunque recalcó que “es prematuro hablar de planes concretos de una cumbre”.


Rusia y su aliada Bielorrusia anunciaron el domingo que ampliarían sus grandes maniobras militares en territorio bielorruso, que ofrecerían una cómoda plataforma para un ataque sobre la capital de Ucrania.


La semana pasada aumento el fuego de artillería entre fuerzas ucranianas y rebeldes separatistas con apoyo ruso en el corazón industrial en el este de Ucrania, el Donbás, donde más de 14 mil personas han muerto desde el comienzo del conflicto en 2014.


3 views0 comments