• Sol Olvera

Ellos son los únicos beneficiados con iniciativa de outsourcing


A Napoleón Gómez Urrutia y a Arturo Alcalde Justiniani les urge que se apruebe la propuesta del presidente de México.


Este viernes, en su columna El Espectador, el periodista Hiroshi Takahashi, escribe sobre la prohibición del outsourcing y los logros que tendrían los líderes sindicales si ésta se aprobara.


De acuerdo con Takahashi, la iniciativa que el presidente firmó la semana pasada provocaría que los sindicatos sean los únicos que puedan subcontratar, pero, además, tendrían muchas facilidades respecto a pagos hacendarios.


Los líderes sindicales podrían hacer pagos de impuestos preferenciales con opaca transparencia y, por supuesto, tendrían discrecionalidad en cuotas no reguladas por la ley, lo que al mismo tiempo provocaría que tuvieran el control político y, por consiguiente, económico de México.


Los beneficiados en esta batalla no serán los trabajadores, menos los empresarios, sino el líder sindical Napoleón Gómez Urrutia, quien acapararía todo el outsourcing para beneficiarse en solitario, pero también el abogado laboralista Arturo Alcalde Justiniani, padre de Luisa María Alcalde, titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social.


El plan perverso radica en que, como ya sabemos que sucede, los sindicatos capten trabajadores y se “ahorrren” pagos de ISR porque, según la ley de este impuesto, estas organizaciones no son contribuyentes del ISR, y tampoco tienen auditorías externas obligatorias; y no expiden comprobantes fiscales.


Llevando a cabo este plan de ahorrarse el ISR, los líderes sindicalistas convertirían esos ahorros en riqueza para ellos mismos, por eso Napoleón Gómez Urrutia y Arturo Alcalde Justiniani están tan interesados en que se apruebe la iniciativa, pues las ganancias serían millonarias.

2 views0 comments

Suscríbete a nuestro Newsletter

  • White Facebook Icon