• Sol Olvera

En denuncia, Lozoya señala a legisladores panistas y expresidentes de México

Updated: Aug 21


El exdirector de Pemex da nombres y montos de sobornos relacionados con la reforma energética y Odebrecht.


La denuncia que el exdirector de Pemex, Emilio Lozoya Austin, presentó el 11 de agosto ante la Fiscalía General de la República (FGR) se hizo pública este miércoles, y en ella se leen nombres y montos de sobornos que ordenaron funcionarios de la administración de Enrique Peña Nieto (2012-2018) y de opositores que los recibieron.

“Denuncio formalmente hechos posiblemente constitutivos de delito en contra de quien o quienes resulten responsables y en contra de las siguientes personas: Enrique Peña Nieto, Felipe Calderón, Carlos Salinas de Gortari”, así empieza la lista de acusados de Emilio Lozoya, en la cual también aparecen Luis Videgaray, ex secretario de Hacienda; Javier García Cabeza de Vaca, entonces senador del PAN y ahora gobernador de Tamaulipas; Francisco Domínguez Servién, también ex senador y ahora gobernador de Querétaro con el PAN.

José Antonio Meade, del PRI, quien fue secretario de Energía con Peña Nieto; y Ricardo Anaya, abanderado del PAN y ex presidente de la Cámara de Diputados, aparecen también en la lista, así como Ernesto Cordero, Salvador Vega Casillas y Jorge Luis Lavalle Maury, ex senadores del PAN; y David Penchyna Grub, del PRI.

Le siguen José Antonio González Anaya, ex consejero de Pemex; Carlos Treviño Medina, ex funcionario de Hacienda; Rafael Caraveo, funcionario del PAN; y la periodista Lourdes Mendoza.

Lozoya, a quien se le acusa de recibir sobornos de Odebrecht, y está bajo proceso penal por corrupción pero en libertad condicional, denunció al expresidente Enrique Peña Nieto por pedir 6 millones de dólares para su campaña, y para opositores, entre ellos, Ricardo Anaya, excandidato presidencial.

De acuerdo con Lozoya Austins, Enrique Peña Nieto y Luis Videgaray, exsecretario de Hacienda, le ordenaron reunirse con Luis Weyll, exrepresentante de Odebrecht en México, para pedirle 6 millones de dólares para la campaña de 2012.

En la demanda se puede leer: “Le dije a Luis Weyll que esa petición venía directamente del entonces candidato Enrique Peña Nieto y que Odebrecht se vería beneficiado cuando ganare. Él me dijo que lo veía bien e incluso hablamos de que en cuanto ganara Peña Nieto iría a ver a Marcelo Odebrecht personalmente”, afirmó.

Los beneficios a los que se refiere Lozoya serían contratos de obra pública y la reforma energética de 2013, promovida durante el gobierno de Peña Nieto.

El ex director de Pemex también habla del expresidente de México, Felipe Calderón, y su administración, la cual cerró negocio por medio de Pemex con Braskem, filial de Odebrecht, al ceder la petrolera mexicana la construcción de la planta Etileno XXI.

La denuncia consta de varios apartados, pero llama la atención uno titulado: “Gestión de contratos por Carlos Salinas de Gortari y robo de combustible”, en el cual narra que José Antonio González, quien fuera director de Pemex, recibió por lo menos cuatro llamadas del expresidente de México, Carlos Salinas de Gortari para asesoramiento.

Dijo también que Salinas de Gortari influyó directamente en la asignación de contratos de Agro Nitrogenados y Pemex. “Recuerdo que Carlos Salinas de Gortari cabildeaba a favor de los proyectos de su hijo”, expresa en la denuncia, y asegura que el exmandatario exigió más de 15 millones de dólares a la empresa TRESE, después de que Pemex le canceló a Juan Cristóbal Salinas el contrato de una plataforma marítima.

“Al enterarme de los detalles, resultó que en dicha plataforma habrían fallecido trabajadores por una explosión motivada por la falta de mantenimiento que debió dar dicha empresa.”
Emilio Lozoya, exdirector de Pemex, en denuncia de la FGR.

Lozoya declara que el entonces director del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), José Antonio González Anaya, le advirtió que tuviera cuidado con su concuño Carlos Salinas de Gortari, ya que el expresidente consideraba “traidores” a quienes no ayudaba a sus hijos y socios.

En la denuncia, que consta de 63 cuartillas, Emilio Lozoya detalla las extorsiones: “Estas extorsiones se verificaron constantemente en mi oficina ubicada en Marina Nacional 329…, pues a solicitud de Luis Videgaray Caso, de quien yo recibía instrucciones, recibí en diversas ocasiones a los legisladores de oposición cuyas exigencias ascendían, en un primer momento, hasta 50 millones de dólares para dar su voto a favor de la reforma energética”.

Los detalles que cuenta Lozoya incluyen fechas. Así, el exfuncionario cuenta que la primera semana de agosto del 2014, le entregó a Ricardo Anaya, quien en ese entonces se desempeñaba como diputado federal del PAN, 6 millones 800 mil de pesos para apoyar sus aspiraciones para ser gobernador del estado de Querétaro; según Lozoya, ese dinero procedía de sobornos que le entregó Odebretch.

En el documento, Lozoya asegura que Norberto Gallardo, miembro del Estado Mayor Presidencial, y quien se desempeñaba como su jefe de escoltas, entregó el dinero a un enlace designado por Ricardo Anaya Cortés en las instalaciones de la Cámara de Diputados.


Menciona que el enlace fue Osiris Hernández, y dio su número de teléfono, también, que la entrega de dinero fue confirmada por Anaya a Luis Videgaray. Lozoya dijo que se comprometía a presentar a Gallardo para que sea entrevistado.

Lozoya Austin reconoció en su declaración que Odebrecht destinó 4 millones de pesos para una operación donde participó él: “2.5 millones íntegros para cubrir honorarios de consultores electorales, y el 1.5 (millones) restante fue para mí”.

9 views

Suscríbete a nuestro Newsletter

  • White Facebook Icon