• don urbano

Más de 10 mil migrantes, haitianos, acampan en un puente en frontera con Texas


Más de 10 mil migrantes, principalmente haitianos, acampaban bajo un puente en la frontera entre Acuña, Coahuila, y Del Río, Texas, a la espera de que las autoridades estadounidenses atiendan sus solicitudes de asilo.


Haití es considerado el país más pobre del hemisferio occidental. La crisis política que derivó en el asesinato de su presidente, Jovenel Moïse, el 7 de julio pasado, y los dos terremotos devastadores de 2010 y 2021, son las principales razones por las que decenas de miles de haitianos escapan de la isla en busca de asilo en Estados Unidos o México, en donde están varados al menos unos seis mil en la frontera con Guatemala y miles más en las ciudades fronterizas del norte.


En Tamaulipas, por ejemplo, llegan a diario de 60 a 100 haitianos a la terminal de autobuses de Tampico, desde donde muchos se embarcan a Reynosa a pie, por miedo de ser detenidos en los retenes militares y migratorios.

En Del Río, Texas, la cantidad de migrantes se disparó durante los últimos días, al pasar de dos mil a principio de semana, hasta unos 10 mil 500 el jueves por la noche, de acuerdo con el alcalde Bruno Lozano.


"Son principalmente de Haití e ingresan de manera ilegal. Sólo están esperando ser detenidos por los guardias fronterizos" para iniciar los trámites de autorización de estadía, explicó Bruno Lozano.


"Necesitamos una acción rápida del gobierno", urgió el alcalde demócrata, destacando los riesgos para la salud y la seguridad que representa ese campamento improvisado.

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP por sus siglas en inglés) aseguró en un comunicado que aumentó su personal para enfrentar la situación de manera "segura, humana y ordenada".


La CBP señaló que a los migrantes se les proporcionó agua potable, toallas y baños portátiles y que una vez atendidos, "la gran mayoría de los adultos que llegan solos y muchas familias continuarán siendo expulsados bajo el Título 42", una normativa de salud adoptada al inicio de la pandemia para frenar la propagación del Covid. Sin embargo, un juez federal ordenó el jueves al gobierno de Biden no expulsar a las familias.

2 views0 comments